La ampolla de Asclepio - El dolor y las emociones

Las 5 emociones en la Medicina Tradicional China

por Enrico Colmi, médico y maestro de Tai-chi-chuan y Baguazhang

WU XING: 5 ELEMENTOS (o 5 MOVIMIENTOS)

En el sistema bioenergético chino, como en la Medicina Tradicional China (MTC), todo fenómeno natural puede ser relacionado a los 5 elementos fundamentales. El término chino Wu Xing se podría traducir como ‘5 movimientos’.

Esta interpretación nos ayuda a comprender las características dinámicas de una sucesión cíclica:

AGUA. La fase inicial de cada ciclo, la reserva desde la cual tomar la fuerza necesaria para empezar cualquier acción.

MADERA. El comienzo de la acción, el crecimiento, la subida.

FUEGO. La máxima expansión y realización, el cumplimiento de la acción.

METAL. El repliegue, el cierre, la vuelta. La acción se ha acabado y se prepara un nuevo ciclo que recomenzará con el agua.

TIERRA. El elemento central, estabilizador, de equilibrio entre las distintas fases dinámicas.

Por ejemplo, podemos considerar el ciclo natural de una planta en las estaciones:

En invierno está la semilla, que contiene en sí la potencialidad de la planta. Ella crece en primavera, produce frutos en verano, pierde las hojas en otoño, descansa en invierno para luego recomenzar un nuevo ciclo. La tierra nutre la planta y regula su desarrollo, ejerciendo una acción particular en los cambios de temporada.

LOS 5 ELEMENTOS Y EL HOMBRE

Los chinos – hace muchos años – crearon una visión holística del mundo, donde cada fenómeno individual puede ser explicado a través de principios universales y puede relacionado con los demás fenómenos.

El hombre también responde a las leyes naturales que regulan la relación entre los 5 elementos.

De esta manera, a cada elemento se le asocia un órgano, una víscera, un tejido, un órgano sensorial. Todos, a su vez, se relacionan con las características del elemento asociado: color, estación, clima, etc.



LAS 5 EMOCIONES

Según la MTC, la expresión psíquica del individuo en forma de emociones también se puede relacionar a los 5 elementos. Contrariamente al enfoque psíquico de la medicina occidental, en la MTC cada emoción está conectada con un determinado elemento y, por consiguiente, con los distintos fenómenos asociados a ese:

Al exterior: colores, estaciones, condiciones climáticas, etc.

Al interior: órganos, vísceras, tejidos, órganos sensoriales.

Se adquiere así una visión global de la esfera psíquica donde cada reacción que ocurre en la esfera emotiva puede ser interpretada como respuesta e interacción con los demás fenómenos, según los principios y las leyes de los 5 elementos. En este cuadro se insertan – por ejemplo – las respuestas emotivas a las varias condiciones climáticas (metereopatía) o la relación entre órganos y vísceras con emociones particulares (reacciones psicosomáticas).

Las leyes que regulan las relaciones entre los 5 elementos son un tema complejo: por esta razón en esta sede se hará referencia solamente a la ley de resonancia o afinidad, según la cual los fenómenos en relación a un determinado elemento interactúan entre sí por medio de un mecanismo de refuerzo (sobre una base funcional-energética).

 

EMOCIONES POSITIVAS Y NEGATIVAS

Según la MTC el estado de salud y bienestar corresponde a la situación donde la energía fluye libremente por todo el cuerpo y el individuo está en armonía con el mundo exterior. Con respecto a la esfera psico-emotiva, si la energía fluye libremente el individuo está libre de manifestar las emociones de cada elemento (u órgano) a ese relacionado. Estas son las emociones consideradas positivas, aquellas que producen una sensación de placer y satisfacción.

Por lo contrario cuando, por un motivo cualquiera, interno o externo al individuo, la energía no es libre de fluir, la expresión de la emoción está bloqueada y se transforma, provocando una sensación de malestar y de insatisfacción (emoción negativa). La sensación de malestar que se siente – que puede llegar hasta un verdadero sufrimiento psíquico – equivale, a nivel emocional, al dolor físico. Este es el síntoma, el indicador de que algo no está funcionando correctamente. El primer objetivo de la MTC es individuar y eliminar la causa real del malestar, asociando eventualmente un tratamiento contra el dolor para aliviar el estado de malestar del individuo.

 

EJEMPLOS PRÁCTICOS (según la MTC)

El tratamiento de problemas psíquicos relacionados a emociones negativas representa uno de los elementos esenciales de la MTC y no se puede sintetizar en pocos reglones. Por lo tanto examinaremos solamente unos ejemplos para aclarar la interpretación y el enfoque de la MTC en algunas situaciones.

A cada elemento corresponde una emoción positiva y una negativa. Tomaremos como ejemplo el elemento metal y el órgano pulmón. Los pulmones representan – en un plano emotivo – la relación entre el individuo y el mundo externo, su medioambiente, los ‘demás’: si la energía fluye libremente esa relación es buena, el intercambio con los demás es abierto y el contacto humano procura una sensación placentera y agradable. Por lo contrario, si este equilibrio se quiebra (como en el caso de un trauma psíquico grave, la pérdida de un ser querido, una decepción sentimental o laboral) el individuo se puede cerrar en sí, retirarse adentro suyo con una serie de matices emotivos que van desde la tristeza y la melancolía hasta la depresión, que en los casos más graves puede llevar al suicidio.

Al fenómeno psíquico se asocia una reacción psicosomática precisa: si la persona abierta expande sus pulmones y respira a pleno, la persona deprimida tiende a cerrar el pecho y encorvarse, limitando al mínimo indispensable su respiración. De aquí nace la reacción somática que puede generar problemas físicos de las vías respiratorias y a patologías específicas (una vez la tuberculosis se asociaba a la depresión y a las tendencias suicidas – un ejemplo de esto es el poeta Giacomo Leopardi). El mecanismo puede también ir en dirección opuesta, es decir graves problemas de las vías respiratorias pueden predisponer el individuo a una actitud cerrada a nivel psíquico; además, se pueden originar círculos viciosos donde las dos situaciones – física y psíquica – se alimentan recíprocamente.

En estos casos, según la MTC, es posible intervenir (si la situación todavía no es grave) actuando sobre la esfera funcional del pulmón por medio del mecanismo llamado tonificación (es decir dar energía al pulmón).

 

EJEMPLOS PRÁCTICO (según el Qi Gong chino)

Según la MTC – y según la visión taoísta – las emociones no son que una particular forma de energía, conectada por afinidad al elemento y al órgano al que corresponden. Las emociones tendrían una ola vibracional parecida a la de los colores y de los sonidos. Como muestra la ilustración anterior, existen colores que pueden armonizar o perturbar el equilibrio emotivo (según las condiciones del sujeto). De la misma manera determinados sonidos (como por ejemplo distintos tipos de música) pueden modificar las condiciones psíquicas subjetivas, generando según los casos sensaciones agradables o desagradables.

Los chinos, además, han elaborado una serie de ejercicios basados sobre sonidos particulares que poseen la propiedad de armonizar la energía psíquica de distintos órganos. Asociando sonidos particulares (definidos ‘curadores’ o ‘del bienestar’ por el Maestro Mantak Chia) con la visualización de colores y ejercicios físicos mirados a la activación de la energía especificas de cada órgano, se han creado ejercicios de Qi Gong con el propósito de armonizar la energía emotiva de distintos órganos y transformar emociones negativas en positivas.

 

Esquema del sonido de los pulmones:

3-2-1 Pulmones: SSSSSSSSSSSS – primer sonido del bienestar

- Órgano asociado: intestino grueso
- Elemento: metal
- Fuerza activa: contraer/restringir
--Estación: otoño
- Color: blanco
- Emoción negativa: amargura, tristeza
- Emoción positiva: valentía, certeza, rectitud y precisión
- Parte del cuerpo: tórax, partes internas de los brazos y pulgares
- Sentido: olfato (nariz) y tacto (piel)
- Gusto: picante
- Sonido: SSSSSSSSSSSSSS (lengua atrás de los dientes)

© Copyright 2022 - Todos los derechos reservados
Corpo Mente Spirito
P.Iva: 03997200047
Cambiar idioma